Todos los gatos del mundo lo sabemos: los perros son unos caprichosos, unos embaucadores de sus amos, unos materialistas que siempre están queriendo un juguete nuevo, una pelota que salte y corra más, un jersey para el invierno, una correa más chula, una caseta para el patio, etc. ¡Pero a los gatos tampoco nos amarga un dulce!

Vale, bueno, miauuuu, es cierto que a nosotros los gatos nos gusta más estar en casa, y que para nosotros el mejor juguete es el sofá y el mueble del salón, en los que afilarse las uñas es un verdadero gusto. Nos encanta pasar los inviernos, los veranos y los otoños en casa, al calorcito de la chimenea cuando hace frío, y con la panza sobre el terrazo de la cocina cuando aprieta el calor, ¡pero eso no quiere decir que las tiendas de artículos para gatos sean ridículas con respecto a las de los perros peludos!

Nosotros, los gatos, nos reservamos para salir a la calle en primavera, cuando la sangre se nos altera y la naturaleza nos llama a dejar la casa, nuestra casa (porque todos sabemos que la casa que pagan nuestros dueños, en realidad es nuestra), y entre tanto, nos encanta que nos tengan bien mimaditos, bien alimentados y bien entretenidos.

Porque si no… ¡somos capaces de arañar, de morder, y de esparcir nuestros pelos por toda la casa sin ánimo alguno de provocar! Así es que, ve tomando nota, y no dejes de comprar ningún accesorio para gatos molón que se te ponga por delante. Nosotros también lo valemos, y podemos llegar a ser tan persuasivos, por las buenas y por la no tan buenas, para convencerte de lo mucho que nos gusta ese ratoncito mecánico que corre sin parar, o esa camita acolchada y confortable, o ese cepillo magnífico para nuestro pelo suave y delicado…. ¡Miauuuuuu!

También te pueden interesar estos productos:

BEBEDEROS ELÉCTRICOSINCUBADORAS DE HUEVOSCEPILLOS PARA PERROS