Cómo Hacer Time Lapse
CÓMO HACER TIME LAPSE

Cómo Hacer Time Lapse

Cuando estamos comenzando a dar nuestros primeros pasos en el mundo de la fotografía o cuando nos acabamos de comprar una cámara, sentimos la necesidad de probar cosas nuevas y diferentes a las habituales, como retratos en blanco y negro, fotografías nocturnas, lightpainting o un Time Lapse.

Algunas de estas modalidades de fotografía pueden ser más complejas que otras, por lo que no viene mal contar con una pequeña ayudita extra. Este post va dirigido a aquellos usuarios que quieren aprender a hacer Time Lapse con su cámara de fotos. Si tú también estás interesado en el tema, ¿por qué no nos acompañas?

Qué Es Time Lapse

Lo primero de todo será aclarar un concepto básico: ¿qué significa Time Lapse? Si hacemos una traducción directa del inglés, tenemos la expresión «lapso de tiempo». Pero ¿qué quiere decir Time Lapse en el mundillo de la fotografía?

El Time Lapse es una técnica fotográfica que consiste en tomar una secuencia de fotogramas a intervalos establecidos, para registrar los cambios que tienen lugar lentamente en una determinada escena o paisaje a lo largo de un período de tiempo. Cuando los fotogramas tomados se muestran en sucesión, se pueden apreciar esos cambios en la escena, pero a mayor velocidad, como si la acción se hubiese grabado a cámara rápida.

Las aplicaciones del Time Lapse son prácticamente infinitas y dependerán de la imaginación y creatividad del fotógrafo. Podemos hacer Time Lapse de amaneceres y atardeceres (en los que vamos registrando la trayectoria del sol, los movimientos de las sombras y los cambios de color en la escena), Time Lapse de naturaleza (por ejemplo, el proceso de floración de una planta o la construcción de un hormiguero por parte de las hormigas), Time Lapse urbano (el tránsito de coches y peatones por una calle o la construcción de un edificio), y un largo etcétera.

 

¿Time Lapse o Vídeo?

Muchos usuarios se hacen esa misma pregunta. ¿Qué es mejor: hacer Time Lapse o un vídeo? Tenemos que decir que, con ambos formatos, los resultados son muy parecidos, pero el Time Lapse mediante fotos se impone frente a los vídeos por un par de razones que conviene tener en cuenta:

  1. El Time Lapse mediante fotos es más práctico que el vídeo porque, si queremos capturar un proceso de duración considerable, un conjunto de fotografías (por muchas que sean) siempre ocupará menos memoria que un vídeo que abarque todo el proceso.
  2. El Time Lapse es de mayor calidad si lo hacemos mediante fotos, ya que podremos trabajar a mayores resoluciones de imágenes que con una cámara de vídeo.

¿Qué Necesito para Hacer Time Lapse?

Ya que hemos decidido probar con esta interesante modalidad, es el momento de saber qué se necesita para hacer un Time Lapse.

A continuación, repasamos el equipo básico que todo usuario requiere para poder hacer fotografías Time Lapse:

  • Cámara de fotos: sin ella, no podremos hacer nada. Puede ser una cámara compacta, una cámara réflex, o incluso la cámara de tu teléfono móvil.
  • Batería bien cargada: los Time Lapse pueden durar bastante, así que conviene llevar la batería de la cámara cargada a tope para que no nos deje tirados antes de acabar el proceso.
  • Tarjeta de memoria de gran capacidad: dependiendo de aquello que queramos capturar, el Time Lapse puede requerir que hagamos muchas fotos. Una tarjeta de memoria de gran capacidad será imprescindible para poder tomar tantas imágenes como necesitemos.
  • Trípode: que la cámara permanezca fija en el mismo punto es fundamental para que la secuencia de imágenes de nuestro Time Lapse sea satisfactoria. Para ello, nada como un buen trípode.
  • Disparador remoto o intervalómetro: algunas cámaras disponen de un intervalómetro para que el usuario pueda ajustar el intervalo de tiempo en el que se realizará cada foto de manera automática. Si nuestra cámara no dispone de dicha opción, contar con un disparador remoto puede ser una buena idea.
  • Software de edición: una vez que tenemos todas las imágenes, necesitamos algún programa informático que nos permita editar las fotos en una secuencia de vídeo.

 

¿Cómo Hacer un Time Lapse?

Ahora que tenemos todo el equipo necesario, es el momento de aprender cómo se hace un Time Lapse. A continuación, enumeramos los pasos básicos que debemos seguir para realizar este tipo de tomas:

  • Lo primero será planificar la escena que deseemos capturar (un atardecer, la apertura de una flor, etc.) y buscar el mejor sitio para la toma.
  • Preparar todo el equipo (hay que prestar especial atención a la cantidad de memoria libre en la tarjeta y a la carga de la batería de la cámara).
  • Una vez que hemos llegado al lugar elegido, toca situar el trípode y la cámara para obtener un encuadre interesante de aquello que vamos a fotografiar (no nos olvidemos de buscar una composición atractiva).
  • Configurar todos los ajustes de la cámara para una correcta exposición. En cuanto al modo de disparo, lo más aconsejable es el «modo con prioridad a la apertura«, en el que podremos establecer la profundidad de campo deseada y la cámara se encargará de ajustar automáticamente para cada foto la exposición adecuada (los niveles de luz pueden variar drásticamente durante el Time Lapse, por ejemplo, en un atardecer).
  • Decidir el intervalo de tiempo entre foto y foto. Aquí no hay una regla universal, pero, a modo de referencia, te diremos que para procesos relativamente largos en los que el movimiento de la escena sea lento conviene poner un intervalo alto (por ejemplo, unos 30 segundos para capturar los movimientos del sol al amanecer); mientras que para procesos más rápidos se necesitan intervalos más cortos (por ejemplo, de 1 segundo para capturar los movimientos del tráfico en una avenida en hora punta).
  • Escoger el formato de archivo según nuestras preferencias o necesidades. Por un lado, el formato RAW guarda más información para facilitarnos más opciones en el proceso de edición. Por otra parte, el formato JPG es mucho más ligero y requerirá menos capacidad de almacenamiento.
  • Una vez que tengamos todas las fotos deseadas, toca editar la sucesión de imágenes en el programa de ordenador que consideremos oportuno (desde el clásico Movie Maker hasta los sofisticados Sony Vegas y Adobe After Effects).

Tras estos pasos, ya tendrás listo tu primer Time Lapse. Practica y prueba con diferentes escenas y configuraciones para ir afinando tu técnica y obtener resultados cada vez mejores. ¡Ah! Y un último consejo: cuando vayas a hacer un Time Lapse, llévate un buen libro o algún pasatiempo, porque estas sesiones pueden ser bastante largas.

Deja una respuesta